Feria del Libro de Madrid 2010

Cada vez más la Feria se confirma como una gran fiesta del libro, a la que acuden cada vez más visitantes lectores.

Las familias se han vuelto a acercar con ese espíritu, transmitiendo a sus pequeños la ilusión por disfrutar con los libros.

Este año la lluvia parecía que iba a entristecer el ambiente general pero, lejos de ello, la respuesta ha sido maravillosa y, con paraguas e impermeables, los lectores siguiron visitándonos.

Muchas gracias ¡sois los mejores!